Entradas

Y aquella noche mientras soñaba

Y aquella noche mientras soñaba -dije a Freud-
en la vida hay que hacer tres cosas
escribir un poema, plantar un árbol y tener un hijo Y entonces con su pipa celestial de nubes me respondió Escribir un libro decía el relato de Mujámmad
Escribir un libro de poemas es cosa seria y no escribirlo es angustiante pero claro usted solo interpreta   no comprende –le dije- Mire no estoy en este sueño para perder tiempo ”Soy literario por instinto y médico por fuerza y  concebí la idea de transformar una rama de la medicina —la psiquiatría— en literatura Fui y soy un poeta y novelista bajo la figura de un científico” –dijo lo que dijo alguna otra vez- Bien yo tampoco estoy en este sueño para perder tiempo ni para aventar  conflictos –respondí- “El psicoanálisis no es otra cosa que la transferencia  de una vocación literaria en términos de psicología y patología” –insistió-
Retomando  el tema usted cumplió con la profecía aunque no hayan sido poemas y es bien sabido que usted escribió varios libros - afirmé-
Freu…

Susurros- Aforismos

Imagen
Susurros  (Spanish Edition)
Aug. 2011 by Carlos Martian and EMOOBY Kindle Edition

SUEÑOS Cuando la rutina me asedia, froto la lámpara de mis sueños. ... TIEMPO Soy un navegante del presente, pues el pasado es una embarcación ausente. ... ESPERANZA Y FE Aprende del mar que arroja los desechos en la playa y sigue en movimiento. La esperanza es un puente que pasa sobre el pantano de la muerte. ... EMOCIONES Pon proa a tus sentimientos. ... MUERTE En un aquelarre sordo de locura y muerte, el Coloso de Goya sigue deambulando por el mundo.

JAZZ, Improvisaciones para ser leídas con saxo.

Imagen
Jazz
Improvisaciones para ser leídas con saxo
Carlos Martian

Noche en PragaVáclav  Hrabè)
…”Para Miles Davis por esa noche en que escuché por primera vez una trompeta llena de sollozos” … del poema  Prólogo de V. Hrabé

Noche en  Praga bajo las estrellas los copos de nieve parecen otras estrellas en una habitación “la nube en pantalones”  1 el humo trotamundos de un cigarro una canilla que gotea
Noche en Praga bajo las estrellas los copos de nieve parecen otras estrellas  en una habitación los dedos libres  de un saxofonista el humo trotamundos de un cigarro y la hora del conjuro  en el Reduta 2
Noche en Praga bajo las estrellas los copos de nieve parecen otras estrellas bostezan  las estatuas del puente y marchando los soldados marchan y van refugiados sin refugio y van  pasos  furtivos y es noche
JAZZ
1 “la nube en pantalones”  poema de Vladímir Maiakovski  2 Reduta: club de jazz legendario fundado en 1958.

Hemeroteca: Neruda y Rafael Alberti en Villa del Totoral. Sincronicidad del péndulo

Imagen
Por Carlos Martian

Atrás fue quedando el embrujo de la legendaria  ciudad descubierta en 1911 por el arqueólogo Hiram Bingham , tras cuatro siglos de abandono: Machu Picchu . Ahora, nacido el crepúsculo, el tibio  viento de enero juega con los últimos resplandores. Decido ingresar a Villa del Totoral, Provincia de Córdoba. Pasar la noche, y darle un respiro a la Golondrina Esteparia, (mi moto). Pensar que los primeros habitantes del Totoral fueron aborígenes Comechingones.  Esta civilización dormía en cavernas subterráneas, se dedicaban a la agricultura y a la ganadería, y asentaban en la zona del “Cajón de Piedra” donde aún se pueden observar algunos morteros excavados en la piedra y en el “Cerro de la Cruz”. Rodandolentamente, traspongo el arco de ingreso a Villa del Totoral en el cruce de las rutas nacional 9 y provincial 17.  Contemplo el reloj empotrado en la parte superior, da las 19hs.  Ese reloj, emisario del tiempo, fue colocado por la Empresa Gnomon de Colonia Caroya, durante el A…

Dios confunde

Llegué al primer piso Los abuelos estaban agobiados por el calor de diciembre La brisa tibia escalaba por los ventanales y mientras ayudaba a las hermanitas a servir la comida sonaba una olvidada canción de Nino Bravo
Pregunté si sabían algo del misterioso angelito que había guiado a los rescatistas hasta el lugar de la tragedia Un seminarista dijo  -así como apareció desapareció- Una de las cocineras agregó su bocadillo -fue un milagro- Chiquita una de las ancianas que suele recitar a Borges aseveró –sorprendente luminosidad-
Se formó una ronda  en el comedor y todos veían en el niño un ángel Niño       Ángel Ángel      Niño
Yo mientras tanto barruntaba que en la tierra del realismo mágico todo podría ser posible
Los abuelitos seguían masticando con una voracidad exánime
Me acerqué a una de las mesas y comenté lo sucedido Así el padre Luis un sacerdote jubilado me respondió  -Dios confunde-
Quedé unos minutos turbado como avistando posible el Paraíso ilusionando  que ciertos ángeles tal vez custodiaban…

La brillante lluvia cubre todo el verdor

La brillante lluvia cubre todo el verdor Los relámpagos alumbran la tarde Los pájaros han enmudecido El viento mece los árboles Las gotas se zambullen  Hacia la nada Y tiemblan Se abrazan Sin llanto.
Luz Invencible La rueda gira A pesar de todo La noche escoltará al día El sol escoltará a la luna Latirá un sinsentido de estrellas Calmará la lluvia de palabras diluidas Calmará el son de borrascosas tempestades La diosa Benzai-Ten caminará cimbreante por el parque

En todo aquello que no vemos hay vida

En todo aquello que no vemos hay vida
en el sonido del viento rumbo a las praderas en el subsuelo de las tristezas vagabundas en los abyectos fulgores de los camposantos
en el recuerdo profundo de lo que hemos amado en el soplo de alma que luce en cada palabra en la dignidad que se confunde entre la niebla
en el silencio implacable de las controversias en la congoja que hace piruetas por las calles en eso inexplicable invisible que nos mueve
en los corazoncitos que crecen y laten en los sueños que se sueñan por la noche en las semillas esperanzadas rumbo al sol

En todo aquello que no vemos hay vida
c.m.